LOS #HISPANOS ESPANTAN LOS FANTASMAS ESLOVENOS Y FINALIZAN LÍDERES DE GRUPO

España ha doblegado con absoluta solvencia a Eslovenia (36:26, 18:10 en el descanso) finalizando líder del grupo B, por lo que se verá con Brasil (4º del grupo A) en los octavos de final del Campeonato del Mundo 2017 que se está disputando en Francia.  

 

Los Hispanos han ganado esta noche dos partidos, el primero presente con el convencimiento de la trascendencia de finalizar en un primer puesto que abre un camino más dulce para la fase definitiva de este Mundial; pero también ha derrotado los fantasmas del pasado, con aquel agrio recuerdo del Preolímpico en el que Eslovenia nos usurpó el billete olímpico de Brasil, arrancando la ilusión a una generación de jugadores única.

 

Eslovenia sólo dio de sí los primeros compases del encuentro, ya que desde el momento en el que la selección se metió de lleno en el partido, pasó por encima como un auténtico rodillo, marcando las diferencias entre ambos combinados.

 

La defensa de escuela, con el aporte supletorio bajo palos del MVP del choque, Rodrigo Corrales, y la irrupción de un Balaguer que ha demostrado haber llegado al equipo para quedarse, fueron las claves de una primera parte en la que Vujovic no era capaz de contrarrestar el descosido.

 

La segunda parte tuvo exclusivamente la historia que España quiso que tuviera, a pesar del 0:3 de parcial que encajó en superioridad, siguiendo los eslovenos a 8 (25:27 en el 43’), y la calidad de un Dolenec capaz de resquebrajar el muro defensivo español.

 

Clamoroso sigue siendo el trato que sigue recibiendo partido tras partido Julen Aginagalde, incapaz de poder mostrar su magisterio ante las continuas defensas ilegales a las que he sometido. Obviamente el marcar al mejor del mundo no es plato de buen gusto, pero es momento de reflexionar sobre la dureza excesiva a la que le someten todas las defensas del mundo. Y hoy se ha ganado con claridad, para que no suene a excusa innecesaria.

 

Los #Hispanos ha seguido creciendo en cada partido, Raúl ya ha dado muestras de su excelsa dirección de juego, sumándose en plenitud a la estructura del equipo, y esta es la mejor señal para afrontar la fase del ser o no ser en el Mundial, ya que a partir del sábado, en octavos, arranca el torneo del K.O., y ya no habrá margen de error. Y habrá que empezar por Brasil, hiperconocido de un Jordi Ribera que, pese a llevar a los cariocas en el corazón, es consciente de la transcendencia del choque.

 

España (36:26) Eslovenia

España (18+18)

Eduardo Gurbindo (1), Ángel Fernández (4), Valero Rivera (6), Víctor Tomás (1), Raúl Entrerríos (4), Alex Dujshebaev (1), Daniel Sarmiento (3), Julen Aginagalde, Joan Cañellas (4), Viran Morros, Gedeón Guardiola (3), Iosu Goñi (2), Gonzalo Pérez de Vargas, Rodrigo Corrales, David Balaguer (7), Adriá Figueras.

 

Eslovenia (10+16)

Skok, Lesjak, Blagotinsek (3), Henigman (1), Marguc (6), Kavticnik (2), Janc (3), Dolenec (4), Cingesar, Poteko (1), Miklavcic (2), Kodrin (1), Gaber, Bezjak, Zarabec (2), Mackovsek (1).

 

Marcador cada 5′ | 1:2 • 3:3 • 7:5 • 11:8 • 15:9 • 18:10 –descanso- 21:11 • 24:13 • 27:18 • 29:21 • 32:23 • 36:26

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *